“Meter la mano”

Algunos jinetes cometen el error de meter la mano (tirar o sujetar en exceso delante de un obstáculo). Este hecho puede ser habitual o puntual. Si es habitual, es un error que se debe trabajar y en consecuencia corregir. Si es puntual debemos valorar el por qué de este error. En ocasiones este problema aparece únicamente en competición.

 

¿Cuáles pueden ser algunos de los motivos por los cuales cometemos este error?

  • Inseguridad del jinete.
  • Falta de confianza del jinete.
  • Dudas frente a algún tipo de obstáculo (un oxer, por ejemplo).
  • Trazar mal una vuelta.
  • Equivocarse en una calle o combinación.
  • Querer decidir en exceso la distancia frente al salto.
  • Montar de forma agresiva.

 

Estos pueden ser algunos de los motivos por los cuales metemos la mano delante de un obstáculo. Como posibles consecuencias podemos encontrar que el caballo se pare delante del salto, que derribe, que se quite el salto de encima, que se haga daño al salvar el obstáculo, que se quede sin ritmo o sin acción, etc.

 

¿Qué podemos hacer para tratar de corregir este problema?

  • Trabajar con obstáculos pequeños, mirando a algún punto que tengamos detrás del obstáculo.
  • Trabajar con una barra colocada a aproximadamente 3 metros por delante del obstáculo (una barra de entrada).
  • Colocar 2 barras delante del obstáculo, separadas por aproximadamente 3 metros. También podremos añadir una tercera barra.
  • Colocar una barra entre 5 y 6 metros por delante del obstáculo (el caballo debe dar un tranco entre la barra y el salto).
  • Trabajar sobre una calle (los obstáculos mejor que sean pequeños inicialmente) a una distancia cómoda.
  • Realizar un recorrido. A todos los obstáculos les colocaremos una barra de entrada (colocada a aproximadamente 3 metros de cada salto).
  • Colocar una calle, marcando todos los trancos de la misma con barras y dejando la distancia al segundo elemento de la calle ligeramente larga.
  • Marcar con barras los trancos en una combinación doble o triple.
  • Trabajar sobre el obstáculo que nos plantee el problema. Como salto aislado, con barra de entrada, con varias barras delante del obstáculo, como segundo elemento de una calle, etc.
  • Trabajar sobre un caer y partir (podemos añadir varios elementos).

 

Sí el problema de meter la mano lo tenemos en competición, podemos probar a competir sobre alturas más pequeñas, en donde el jinete salte con total confianza y seguridad.

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

10 − nueve =

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies